Adif adjudica a Thales el mantenimiento de las instalaciones de control de tráfico de las líneas de alta velocidad Madrid-Sevilla y Córdoba-Málaga

•    Thales es responsable en España del mantenimiento de una parte significativa de la red de alta velocidad española, siendo la más extensa de toda Europa y la segunda en todo el mundo, solo por detrás de China.
•    El contrato con un plazo de ejecución de 48 meses tiene un valor de 68,77 millones de euros con IVA.

La actividad de mantenimiento en líneas de alta velocidad es clave para garantizar la seguridad, fiabilidad y disponibilidad de los sistemas de transporte. Esta actividad cobra aún más importancia si cabe para garantizar el éxito de la liberalización del sector, ya que la infraestructura sufrirá un importante incremento de tráfico. Thales cuenta con una larga trayectoria en España en el sector ferroviario tanto español como de exportación en este tipo de trabajos.

Tras la adjudicación a Thales del mantenimiento de las instalaciones de control de tráfico y detección de 122 kilómetros de la Línea Antequera-Granada por un período de 20 años y el posterior contrato de los 105 kilómetros del tramo La Encina-Valencia del Corredor Mediterráneo por 25 años; la compañía se convierte en responsable del mantenimiento de una parte significativa de la red de alta velocidad española, siendo la más extensa de toda Europa y la segunda en todo el mundo, solo por detrás de China.

“Thales lleva más de 25 años garantizando el mantenimiento de gran parte de la red de alta velocidad española, servicio clave que contribuirá al éxito de la liberalización y la competitividad del sector.” Y añade que “Thales España realiza tanto el mantenimiento preventivo, correctivo y predictivo garantizando la seguridad de las circulaciones para todos los viajeros.” Jesús Sánchez Bargos, Presidente de Thales en España.
Renovación del mantenimiento de las Líneas Madrid-Sevilla y Córdoba-Málaga

Adif ha confiado en Thales para ser de nuevo responsable del mantenimiento de los elementos de control de tráfico y señalización de la línea de alta Velocidad Madrid-Sevilla con la adjudicación en concurso público de un contrato por valor de 68,8 millones de euros y un plazo para ejecutarlo de 48 meses. Este incluye tanto el mantenimiento preventivo, destinado a reducir la probabilidad de fallo o la degradación del funcionamiento de algún elemento, como el correctivo, realizado después del conocimiento de alguna avería. Asimismo, también incluye el mantenimiento predictivo, basado en la monitorización del funcionamiento y los parámetros establecidos para optimizar aún más la disponibilidad de las líneas de alta velocidad en España.
La Línea de Alta Velocidad Madrid-Sevilla fue inaugurada en 1992 y Thales España ha sido responsable del mantenimiento de la misma desde su inicio así como del ramal de La Sagra-Toledo, que en 2005 añadía 21 km a los 470 km de doble vía de longitud total de la línea, y de la línea Córdoba-Málaga, desde su puesta en explotación en 2007.
En concreto, entre los elementos de control de tráfico y señalización a mantener se encuentran los enclavamientos electrónicos, encargados de gestionar los aparatos de vía y señales para garantizar la seguridad en la circulación; las instalaciones de los sistemas de protección automática del tren y asistencia a la conducción ASFA (Anuncio de Señales y Frenado Automático), LZB y ERTMS; los detectores de caída de objetos, de cajas calientes, de viento lateral, los edificios y salas técnicas, etc.
Thales se enorgullece de poder apoyar a ADIF en su compromiso de proporcionar los más altos niveles de seguridad y comodidad a sus pasajeros.